Plantar cara a una malaria subestimada.

Plantar cara a una malaria subestimada.


Me llamo Azucena Bardají, y soy médico investigador del Centro de Investigación en Salud Internaciona del Hospital Clínic de Barcelona. Investigamos sobre enfermedades relacionadas con la pobreza. Desde Barcelona coordinamos un proyecto financiado por la Comisión Europea sobre una malaria no tan conocida y su impacto en las mujeres embarazadas. Venid conmigo y os explicaré el proyecto. Este es el principal laboratorio que participa en el proyecto Pregvax. El parásito que produce la malaria es el Plasmodium. El Plasmodium Falciparum es el responsable de la malaria que ocurre en el África subsahariana, la malaria que tiene consecuencias más graves. Otro tipo de malaria es la malaria por Plasmodium Vivax, que se creía, clásicamente que era una malaria con unas consecuencia menos graves, aunque realmente parece ser que no lo es tanto. El proyecto Pregvax aúna a nueve centros de investigación, tanto europeos como de América Latina y Asia, y tiene como objetivo conocer como afecta la infección de malaria por vivax a las mujeres embarazadas y a sus niños. En laboratorios como este y en otros parecidos en las instituciones implicadas en el proyecto estamos haciendo medidas y experimentos para determinar el impacto de la enfermedad en mujeres embarazadas y recién nacidos. En primer lugar vamos a estimar la fracción de la población que se encuentra afectada per la malaria y vamos a ver en qué medida están afectados. En segundo lugar describiremos como se defiende el cuerpo humano frente a la invasión del parásito Plasmodium Vivax: esto es lo que llamamos respuesta inmune. En tercer lugar, y puesto que las mujeres embarazadas son las más susceptibles a la malaria, vamos a investigar si el parásito se adhiere a la placenta, vamos a ver qué genes del parásito están implicados en la adhesión y vamos a ver cómo reacciona la placenta a la invasión del parásito. Vamos a estudiar la respuesta inmune mediada por anticuerpos en la sangre de dos mujeres, una que no tiene malaria y otra que sí tiene malaria, pero las dos han tenido episodios de la enfermedad previamente. Para estudiar la respuesta de anticuerpos vamos a utilizar una técnica que se llama Luminex. En esta técnica, cogemos unas bolitas y les pegamos partículas del parásito. Cada bolita, de cada color, una partícula distinta. Las vamos a mezclar con la sangre de la mujer y dentro de 30 minutos vamos a ver la respuesta de anticuerpos en cada plasma,en cada sangre para ver por qué una mujer sí está enferma, y la otra no. Vamos a analizar la respuesta de anticuerpos frente a una partícula del parásito y vamos a compararla en la sangre de las dos mujeres. Pueden darse varios casos. Estos son los anticuerpos que han reconocido las partículas del parásito. En el primer caso vemos que la mujer sin la enfermedad tiene muchos anticuerpos, mientras la mujer con malaria tiene pocos anticuerpos. Estos anticuerpos confieren protección frente a la enfermedad y por tanto la partícula del parásito podría ser un candidato a vacuna. En este segundo caso, la mujer enferma tiene muchos anticuerpos y la mujer sana tiene pocos anticuerpos. Los anticuerpos, en este caso, serían unos marcadores de la enfermedad y por tanto podrían servir para el diagnóstico de la misma. Los resultados de este estudio pueden contribuir a que los ministerios de salud de los países afectados y la Organización Mundial de la Salud puedan elaborar políticas de prevención y de control de la enfermedad, y establecer cuales son mejores métodos de diagnóstico, de prevención y de control. Y quizás algún día podremos llegar a tener una vacuna contra la malaria por Vivax.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *